miércoles, 8 de febrero de 2012

¿POR QUÉ EL 3 DE ABRIL DEBE SER DECLARADO DÍA NACIONAL CONTRA EL TERRORISMO?

En torno a la polémica suscitada

¿POR QUÉ EL 3 DE ABRIL DEBE SER DECLARADO DÍA NACIONAL CONTRA EL TERRORISMO?


Los invalorables aportes de la comunidad de Lucanamarca al país, deben ser reconocidos.
El ex Presidente Alejandro Toledo ha hecho una propuesta para declarar el 03 de abril, “Día nacional contra el terrorismo”. Se pensó que habría unanimidad en torno a esta propuesta; no obstante, han surgido críticas y propuestas alternativas. Como se debe recordar, el 3 de abril es el aniversario de la masacre senderista de 69 pobladores de la localidad de Lucanamarca, en Ayacucho, ocurrida el año 1983.


La Comisión de Derechos Humanos, COMISEDH, considera acertada la propuesta por las siguientes razones:


1. En primer lugar, porque recuerda uno de los hechos más significativos de la barbarie senderista -por su magnitud y forma- cometida contra mujeres, niños, ancianos y madres gestantes. Algo que nunca más se debe repetir y que precisamente debemos recordar para que no vuelva a ocurrir.


2. En segundo lugar, por el tipo de víctimas: humildes campesinos quechua hablantes, que fueron, de acuerdo al informe de la CVR, las principales víctimas del conflicto armado interno (alrededor del 80% del total nacional). Víctimas que aún no han sido debidamente reparadas, ni el país les ha prestado la atención que merecen.

3. En tercer lugar, porque es preciso que el país conozca que la masacre de Lucanamarca fue la represalia ordenada por el propio Guzmán y la dirección de Sendero Luminoso, contra ésta y otras comunidades de la provincia de Huanca Sancos, por haberse levantado contra la opresión senderista.

Este es uno de los múltiples levantamientos que los campesinos ayacuchanos, en ausencia del Estado, llevaron a cabo contra el terror impuesto por el senderismo en sus comunidades (comunidades de las alturas de Huanta, Soras (Sucre), Chungui (La Mar), entre otras). El capítulo de estas luchas aún está por escribirse. En aquel tiempo, en el cual no existían rondas ni comités de autodefensa civil, ¿quiénes fueron los primeros en combatir a Sendero Luminoso? Y más tarde, con rondas y comités instalados, ¿quiénes propinaron los más duros golpes a los terroristas? ¿Acaso no lo señalan así las propias actas senderistas halladas por la policía?

4. En cuarto lugar, porque la comunidad de Lucanamarca desarrolló un enorme esfuerzo para que la verdad sobre la masacre fuera esclarecida y para que la justicia sancione a los responsables.

Más de 20 años después, esta justicia llegó y trajo como consecuencia un hecho de enorme significación para el país: la sentencia a cadena perpetua de Abimael Guzmán y toda la cúpula senderista. Este aporte de los comuneros de Lucanamarca debe ser reconocido por el país.

5. En quinto lugar, porque a pesar de todo lo señalado, la situación de abandono estatal de la comunidad de Lucanamarca y de muchas otras comunidades que sufrieron y enfrentaron el terrorismo, se mantiene. Continúa el incumplimiento de promesas gubernamentales y beneficios, como las reparaciones, que nunca llegan. Esta es una excelente oportunidad para que el país se reivindique con estos pobladores de zonas rurales asoladas por la violencia, realizando el reconocimiento que merecen y, también, para llamar la atención sobre su situación y atender sus apremiantes necesidades.
COMISEDH ha acompañado estos últimos 10 años los esfuerzos de la comunidad de Lucanamarca por verdad y justicia, por construir una memoria colectiva, uno de los esfuerzos más importantes y creativos del país, por reconstruir su tejido social y por fortalecer sus instituciones y encaminarse al desarrollo. Superar las graves y dolorosas secuelas de la violencia implica un enorme esfuerzo para todas estas comunidades, sobre todo si tienen que realizarlo con un Estado casi ausente.
Finalmente queremos señalar al ex Presidente Toledo que, si bien apoyamos su propuesta por las razones que hemos expuesto, le recordamos respetuosamente que tiene una deuda pendiente con Lucanamarca, que las promesas que hiciera cuando visitó esta comunidad en enero de 2003, lamentablemente no fueron cumplidas y que, también entendemos su propuesta como una manera de llamar la atención sobre esta comunidad a la que los peruanos le debemos tanto.

Lima, febrero de 2012.
COMISIÓN DE DERECHOS HUMANOS
COMISEDH

Contacto de prensa:
Pablo Vilcachagua
pablo.vilcachagua@comisedh.org.pe
Telf. 3305255
Cel. 996216571
RPM #318696

No hay comentarios.: